Saludar, despedirse, pedir el favor, dar las gracias, son hábitos tan sencillos, pero que ayudan de gran manera a mejorar nuestra convivencia escolar.  Motivar a nuestros alumnos para que usen estos gestos de cortesía fue el objetivo de esta exitosa campaña.

Tener una buena convivencia dentro del Liceo es fundamental para generar ambientes propicios para el aprendizaje.  Adicionalmente, este buen trato se hace extensivo a la familia, lo que amplía la influencia e importancia de este tipo de campañas.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *